Cómo elegir el código de barras correcto para tu etiqueta

Cómo elegir el código de barras correcto para tu etiqueta

Hoy en día podemos ver en muchas de las etiquetas industriales un código ya sea alfanumérico, código de barras o un código QR.

Ante esta variedad de opciones, es válido preguntarse cuál o cuáles códigos es el mejor para mi producto.

¿Debo usarlos todos? O ¿Cuál es el mejor?

Veamos un poco la descripción de cada uno y con ello comenzaremos a darnos una ligera idea.

Los códigos de barras 2D (bidimensionales) están diseñados para contener más información que los códigos de barras convencionales, unidimensionales (1D) lineales no tienen.

Los códigos de barras convencionales se hacen más anchos a medida que aumenta la cantidad de datos necesarios porque usan sólo el ancho de las barras y espacios (dimensión única) para leer y descifrar el código.

A la inversa, los códigos de barras 2D utilizan tanto las dimensiones horizontales como verticales, lo que permite almacenar más datos en un área mucho más pequeña.

Y debemos también considerar que existen embalajes de productos donde el espacio es muy limitado y posiblemente la información es amplia, por lo tanto, contar con un código que cumpla con ambas funciones puede ser complicado.

¿Cual es la solución?

Si la etiqueta requiere solamente algunos caracteres (menos de 15) entonces un código de barras 1D es probablemente la mejor solución.

Sin embargo, como resultado de su construcción, algunos códigos de barras 2D son capaces de almacenar más de 7000 caracteres, por lo que han aumentado en popularidad entre los fabricantes.

En este sentido, un código QR es una extensión de este ejemplo.

¿Qué son los códigos QR (Quick Response)?

Los códigos de respuesta rápida son un tipo de código de barras 2D diseñado por primera vez para la industria automotriz en Japón.

Una filial de Toyota (Denso-Wave) se ha atribuido la creación del código de QR en 1994 cuando fue diseñado originalmente para seguir piezas en la fabricación del vehículo.

Hoy en día, se pueden leer usando teléfonos inteligentes y dispositivos dedicados de lectura QR que enlazan directamente con texto, correos electrónicos y sitios web.

En muchos sectores empresariales, industriales y pequeños negocios, este tipo de código es ampliamente usado y forma parte de una etiqueta, por ejemplo, dentro de una etiqueta de activos.

En su sentido más simple, un código QR es un enlace basado en imágenes que permite que cualquier URL se codifique en él para, esencialmente, para que en cualquier página web se puede abrir automáticamente como resultado de la exploración del código de barras.

Además de las URL de un sitio web, un código QR también puede contener un número de teléfono, por lo que cuando se utiliza, pide al usuario que llame a un número determinado.

Este último factor puede marcar la diferencia de requerimiento para un producto o una empresa en donde el contacto y la facilidad de comunicación se logra con un código QR en la etiqueta y un teléfono celular.